Tribunal Salvadoreño Libera a Mujer Injustamente Encarcelada Después De Sufrir Emergencia Obstétrica

(COMUNICADO DE PRENSA) Después de 11 años de estar injustamente en prisión por sufrir una emergencia obstétrica, la Corte Suprema de Justicia de El Salvador (CSJ) y el Ministerio de Justicia y Seguridad Pública conmutaron la sentencia de una mujer salvadoreña. Ella recuperó su libertad el día de hoy. En su decisión, el tribunal declaró que existen razones de equidad, justicia e índole jurídica que justifican la otorgación de la conmutación.

Teodora del Carmen Vásquez, de 34 años, ha estado encarcelada desde el 2007, cuando fue sentenciada a 30 años de prisión, a pesar de que la autopsia de su emergencia obstétrica no fue concluyente. En diciembre de 2017, el Segundo Tribunal de Sentencia de San Salvador confirmó su injusta condena después de procesar una solicitud para revisar su sentencia. Hoy, Teodora finalmente queda en libertad y regresa con su familia y su hijo de 13 años.

Teodora es una de las más de 25 mujeres que han sido injustamente encarceladas en El Salvador después de sufrir complicaciones relacionadas con el embarazo. Durante dos décadas, El Salvador ha penalizado el aborto en todas las circunstancias, incluso cuando es necesario para salvar la vida de la mujer, imponiendo duras penas a las mujeres y a los médicos.

Nancy Northup, presidenta y directora general del Centro de Derechos Reproductivos, mencionó:

"La libertad de Teodora era una deuda pendiente. Su historia demuestra cómo la prohibición del aborto en El Salvador lleva a la criminalización de las mujeres.

La Corte salvadoreña resolvió este caso considerando razones de equidad, justicia e índole jurídicas. Casos similares necesitan ser revisados cuidadosamente.

"El Salvador debe priorizar la reforma de la ley de aborto y liberar a las mujeres que todavía están injustamente tras las rejas".

En julio del 2007 y con nueve meses de embarazo, Teodora se encontraba en su trabajo cuando comenzó a sentir un dolor insoportable y llamó atención médica. Antes de que la ayuda llegara, comenzó a sangrar, perdió el conocimiento y sufrió una emergencia obstétrica. La policía inmediatamente sospechó que ella deliberadamente intentó terminar su embarazo. En su resolución, la Corte reconoció que no hay suficiente evidencia científica para determinar que ella voluntariamente causó su emergencia obstétrica.

Durante la acusación, procesamiento y encarcelamiento de Teodora, hubo múltiples violaciones al debido proceso, incluida la falta de una adecuada defensa legal pública.

El Salvador podría votar pronto para reformar sus leyes sobre aborto. Una propuesta de enmienda al código penal será sometida a votación en las próximas semanas dentro de la Comisión Salvadoreña de Legislación y Asuntos Constitucionales antes de pasar a la plenaria del Congreso para su posterior discusión y votación final. Si se promulga, las mujeres podrán acceder a servicios de aborto seguro y legal cuando el embarazo represente un riesgo para su salud o vida, en casos de violencia sexual, o malformaciones fetales incompatibles con la vida.

"El Centro de Derechos Reproductivos continuará evidenciando las violaciones de derechos humanos causadas por la prohibición total del aborto en El Salvador", dijo Catalina Martínez Coral, directora regional para América Latina y el Caribe en el Centro. "Trabajaremos de la mano con las organizaciones locales e internacionales aliadas, y no descansaremos hasta que la reforma de la ley de aborto sea una realidad y los derechos reproductivos de las mujeres sean protegidos y respetados".

El Centro de Derechos Reproductivos ha trabajado para exponer las consecuencias que tiene la prohibición general del aborto en El Salvador en las vidas de las mujeres. El Centro, junto con La Agrupación Ciudadana, ha presentado dos casos ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en representación de nueve mujeres que tuvieron serias complicaciones durante el embarazo y ahora están en prisión debido a la prohibición absoluta del aborto en El Salvador. La otra petición fue presentada en nombre de Manuela, una mujer salvadoreña injustamente encarcelada después de tener una emergencia obstétrica, y que luego falleció por un linfoma de Hodgkin que no fue tratado en prisión.

En diciembre de 2014, una coalición de ONGs encabezada por La Agrupación Ciudadana y el Centro de Derechos Reproductivos lanzó la campaña "Las17" que pedía la liberación de 17 mujeres salvadoreñas que sufrieron emergencias obstétricas, fueron acusadas de tener abortos ilegales y fueron condenadas por homicidio. "Mirna", una de "Las 17", fue liberada en diciembre de 2014 después de cumplir su sentencia de prisión antes de que se pudiera finalizar su indulto. En febrero de 2015, Guadalupe fue liberada con éxito, después de cumplir siete años de prisión. En mayo de 2016, María Teresa fue liberada después de que un juez dictaminara que hubo violaciones al debido proceso en su caso. Y en febrero de 2016 Sonia Tábora fue indultada y liberada. Las mujeres restantes cumplen condenas de 30 a 40 años por crímenes que nunca cometieron.